Valorar un diamante

Las cuatro características que determinan el valor de un diamante son las llamadas “4C´s” y son: Cut (talla), Color, Clarity (pureza) y Carat (peso o quilataje).

1. Talla

Aunque hay muchas tallas posibles, la más común por sacar todo el partido posible de los diamantes es la talla brillante. Si la talla del diamante no es demasiado buena parte de la luz no se refleja y este pierde parte de su atractivo. A continuación podemos ver algunos ejemplos de tipos de talla.
Talla de diamantes

2. Color

El color de un diamante influye enormemente en la belleza y en el precio del mismo. Cuanto más incoloro, mejor calidad.

Escala de colores G.I.A. de los diamantes
La escala de colores más usada hoy en día es la del laboratorio gemológico G.I.A., que es la que se utiliza en la mayor parte de las joyerías. Esta escala ordena el color de los diamantes desde la letra D (incoloro), hasta la Z (amarillo o marrón).

Escala de colores de diamantes GIA

3. Pureza

Los diamantes se forman durante miles de años bajo una enorme presión y temperatura. Ese proceso deja en los diamantes unas inclusiones que determinan su pureza en el diamante.

Cuanto más puro es un diamante, más cantidad de luz recibe y refleja, produciendo una mayor cantidad de brillo que los diamantes de menor pureza.

Escala de pureza
El grado de pureza de un diamante se determina según el número, tamaño y posición de sus marcas externas e inclusiones, usando una lupa de 10 aumentos (10X).

La escala de pureza más usada, del laboratorio gemológico G.I.A., se divide en 11 grados que van, desde el mayor grado de pureza (FL o Flawless) al grado I (inclusiones visibles a simple vista).

Escala de pureza de diamantes

4. Peso

El peso de un diamante se mide en quilates (1 qt = 0,20 gramos).

Peso y medidas de diamantes

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *